@itoguille  

¿Navidad cristiana, pagana o consumista?

24 de Diciembre de 2013 guillermonieto86 Costumbres Religion comentarios

Solsticio de InviernoMuchos asocian la Navidad a una fiesta cristiana en la que se celebra el nacimiento de Jesucristo. Sin embargo el origen de la Navidad es pagano. Como veremos a continuaciónel cristianismo no hizo más que adaptar otras costumbres ya existentes en Europa y Oriente Medio para facilitar la conversión al mismo de los paganos.

El origen de la Navidad

El primer vestigio de la Navidad tiene su origen en Babilonia 2.600 antes de Cristo. Existía una reina, llamada Semiramis en cuyo vientre creía un hijo concebido virginalmente (Tamus). Este hijo, Tamus, era la encarnación del dios Sol (RA en Egipto y BAAL en Caldea). Su nacimiento se celebraba con fiestas, orgías y adornando árboles con cerezas rojas y bolas brillantes en representación del sol (de donde importamos la costumbre de los 'árboles de Navidad').

Por todas las religiones de la época se popularizó el culto a la Madre y el Hijo, elevándolos a ambos a la categoría de divinidades. Incluso Incas y Aztecas, que estaban al otro lado del mundo y no tenían contacto con las religiones de Oriente Medio y Europa, tenían festividades del dios Sol en torno al Solsticio de Invierno.

El cristianismo adopta la Navidad

Durante los primeros años del Imperio Romano el cristianismo era considerado una secta y estaba prohibido y perseguido. Sin embargo poco a poco fue avanzando hasta que fue despenalizado. Pocos años antes de la caída del Imperio, el Cristianismo se convirtió en religión oficial.

Para vencer la resistencia de los no conversos al cristianismo, se decide celebrar el nacimiento de Cristo el 25 de diciembre, coincidiendo con la celebración romana de la fiesta del Sol invencible (Sol Invictus, fiesta del nacimiento del dios Sol equiparable a la babilonia que vimos anteriormente). De esta forma los romanos podían convertirse al cristianismo y al mismo tiempo conservar sus costumbres.

Ya es Navidad en el Corte Inglés

Desde el siglo XIX comienza a popularizarse la costumbre del intercambio de regalos y tarjetas de Navidad. Además se crea la figura de Santa Claus. El marketing y la mercadotecnia convierten la Navidad en un fenómeno a nivel mundial y desplazan el carácter religioso de la misma.

En la actualidad es una celebración en la que conviven paganos y religiosos marcada por los encuentros familiares, vacaciones invernales y celebración del fin de año.

Por tanto, ¡Feliz Navidad a todxs!


comments powered by Disqus
El pueblo no debería temer a sus gobernantes, son los gobernantes los que deberían de temer al pueblo.